Una mirada a la historia

Jueves, 04 abril 2019 10:28

Gran campaña publicitaria para la terminación de las obras de la catedral

Gran campaña publicitaria para la terminación de las obras de la catedral

Durante los meses de 1985 se desarrolló una notable campaña publicitaria para la terminación de las obras de la catedral, dirigida por Francisco Muñoz, que buscó el apoyo masivo de la población madrileña. Para ello contaron con la colaboración de famosos de la política, el teatro, el pensamiento y el deporte, que prestaron su voz y su imagen para concluir la catedral.

Todos ellos hicieron campaña en los distintos medios de comunicación, tanto en radio como en prensa, bajo los lemas Vamos a terminar entre todos la catedral de la AlmudenaAlgo muy madrileño está en suspenso, y es nada menos que la catedral de Madrid, Santa María la Real de la Almudena.

En la edición del martes 3 de diciembre de 1985 del diario YA recogía las siguientes declaraciones:

  • Enrique Tierno: «Para terminar las obras de la catedral falta muy poco: solo es menester que cada ciudadano se lo proponga».
  • Andrés Segovia: «Colaborad en la terminación de la catedral de la Almudena. Sed benefactores de tan noble empresa».
  • Julián Marías: «La catedral de la Almudena será una espléndida inversión que dará alegría a Madrid durante largo tiempo».
  • Emilio Butragueño: «Cuando la catedral de la Almudena se termine, todos los madrileños habremos ganado».
  • Lina Morgan: «Que nuestra catedral sea un orgullo para Madrid es una cosa de todos los madrileños».
  • Antonio Mingote: «La catedral de la Almudena es algo muy madrileño y muy de los madrileños. Vamos a terminarla entre todos».
  • Juan Carlos Arteche: «Vamos a terminar entre todos la catedral de la Almudena. Porque, en generosidad, el pueblo de Madrid es campeón».
  • José María García: «Para terminar la catedral de la Almudena, los madrileños tenemos que trabajar en equipo».

La campaña se cerró en el mes de noviembre con una carta de don Ángel Suquía, dirigida a todas las familias madrileñas pidiendo su colaboración. Se llegaron a enviar unas 500.000 cartas. También se entregaron 400.000 trípticos, con el mismo fin, a las parroquias.

Todos estos esfuerzos sirvieron para que las obras de la catedral fueran a buen ritmo. A finales de este año 1985, de nuevo en el diario YA (27-12-1985) se podía leer: «En la fachada de Levante, que da a la calle Bailén, que está incluida en la primera de las cuatro fases previstas, han sido colocadas ya varias hileras de piedras. La segunda fase incluye la fachada contraria, que da al Campo del Moro, que ayudará a componer el bloque corpóreo de la iglesia con la tercera fase, que igualará el resto de las naces con el crucero.

El costo total de todas las fases se estima en unos mil millones de pesetas, cifra estimada en razón del coste de los materiales, de la mano de obra y de las previsiones temporales.

Si los trabajos ya iniciados no se interrumpen, la catedral quedará terminada en cuatro o cinco años».

Puede consultar la serie completa de Una mirada a la historia en la web del Año Jubilar Mariano.

© 2018 Archidiócesis de Madrid. Todos los derechos reservados - Login

Search