Noticias

Domingo, 11 febrero 2024 09:33

Gerardo Dueñas ante la Jornada Mundial del Enfermo: «La realidad que tenemos a nuestro alrededor es de mucho sufrimiento psicológico cotidiano»

Gerardo Dueñas ante la Jornada Mundial del Enfermo: «La realidad que tenemos a nuestro alrededor es de mucho sufrimiento psicológico cotidiano»

Este domingo, 11 de febrero, la Iglesia celebra la Jornada Mundial del Enfermo con la que se inaugura la Campaña del Enfermo, que culminará en la Pascua del Enfermo en el VI domingo de Pascua.

El lema elegido este año es Dar esperanza en la tristeza. Gerardo Dueñas, subdelegado episcopal de Pastoral de la Salud, explica que, «cuando hace cerca de un año nos reunimos en el equipo nacional de Pastoral de la Salud de la Conferencia Episcopal Española para ir pensando en el lema de la campaña de este año 2024, y llegamos al acuerdo de que podría ser Dar esperanza en la tristeza, estábamos observando la realidad que tenemos a nuestro alrededor. Una realidad de mucho sufrimiento. De un sufrimiento psicológico cotidiano de gente que vive con agobio, de gente que vive sin sentido, con desesperanza; de gente a la que le cuesta levantarse, que no encuentra un motivo para continuar, y que se le hace pesado el vivir. En el fondo, problemas que podíamos decir que son de salud mental, pero de una salud mental cotidiana; no de una salud mental de grandes patologías, que requieran ingresos o largos ingresos en las unidades de psiquiatría, sino más bien de ese sufrimiento psicológico que… Todos conocemos a algún ser querido cercano, a algún amigo…».

Un sufrimiento psicológico que, apunta, «se hace especialmente presente en la población joven. En nuestros colegios, en nuestras aulas, tenemos jóvenes y niños que están sufriendo y que asumen con mucha dificultad su vivir. Y eso deriva después en trastornos de la conducta alimentaria, en autolesiones, en ideas autolíticas…». «Por eso -prosigue- creemos que es un tema de especial importancia en este momento. Y que eso es, además, a lo que nos llama el Evangelio: si en algo debemos de ser expertos los cristianos es en Esperanza. Teniendo una esperanza que no defrauda, una esperanza definitiva también en la vida plena, en la vida eterna junto a Dios, pero que se va concretando en el descubrir que el reino de Dios está ya en semilla entre nosotros. Por eso es un descubrir vivir en esa confianza radical, que viene desde el fondo, y que nos impulsa a asumir, a enfrentar, a encarar la vida con esperanza. Seamos lo que seamos: no solamente gente relacionada con el mundo de la salud, o con el mundo de las capellanías».

DetalleManoVentana24

Testigos de esperanza

El subdelegado de Pastoral de la Salud considera que, «todos, en nuestro día a día, podemos ser testigos de esperanza. Nuestro mundo está necesitado de esperanza. De razones para vivir. Y la razón por excelencia es Dios. La razón por excelencia, para vivir una vida plena, ya, desde ahora, la encontramos en el Evangelio».

Este es el motivo por el que, en la Jornada Diocesana de Pastoral de la Salud que se celebrará el 16 de febrero, «contamos con dos partes de la misma moneda: por un lado, cómo hacer el acompañamiento psicológico en pastoral». Un tema que se abordará con la aportación de «una gran experta, la psicóloga Luisa del Campo, que tiene de manera especial mucho contacto y experiencia con el tratamiento de la ansiedad. Cómo vivir sin ansiedad, como vivir en esperanza. Y también, desde su experiencia de creyente». «Y, por otro lado -añade- cómo acompañar espiritualmente ese sufrimiento psicológico. Porque mucha gente llega a nuestras parroquias, a nuestras residencias, y nos dice: es que estoy triste, es que no tengo ganas de vivir, es que… Cómo podemos descubrir eso, cómo se puede acompañar».

ImagenSoledad24

Importancia del acompañamiento

Ante esta situación, reflexiona, «hay que hacer un acompañamiento multidisciplinar» que integre «el acompañamiento médico, el acompañamiento psicológico, el acompañamiento social de la familia, de los seres queridos, y también el acompañamiento espiritual y pastoral. Porque ahí enlazamos con lo que se pone de manifiesto en lo que el Papa ha descrito y nos ha compartido a todos en el mensaje para la Jornada Mundial del Enfermo, Cuidar al enfermo cuidando las relaciones. En el fondo, nuestras relaciones nos marcan definitivamente. Y, por eso, es importante descubrir que muchos de estos sufrimientos están relacionados con la soledad. Con una soledad no deseada. Con personas que se sienten abandonadas. Que, en su ancianidad o en la enfermedad, no encuentran un apoyo, no encuentran una palabra de alguien querido. Hace mucho tiempo escuché una definición de soledad, que dice: soledad no es no tener a nadie al lado, sino no tener con quién hablar de aquello que es importante para mí».

«Por eso -continúa- tantos voluntarios de los grupos y de los equipos parroquiales de Pastoral de la Salud que visitan cada semana y acompañan a los enfermos en sus casas, y por supuesto los equipos de Pastoral de la Salud de las residencias y de los hospitales, gastamos tantas horas en la escucha, en hablar con el otro, en el escuchar al otro lo que es importante para él. Y esa es la gran herramienta, ¿no? Uno de los grandes inventos de la humanidad es la escucha», afirma.

DetalleAcompanamiento24

Voluntariado y formación

En respuesta a la pregunta de qué podemos hacer ante esta situación como cristianos y como creyentes, indica que «vivir nuestra fe con esperanza, con alegría. Y estar pendientes de aquellos que viven en situaciones de desesperanza. Si yo estoy enfermo, si yo estoy ahora pasando un mal momento, descubrir que no estoy solo. Toda la Iglesia me acompaña. Y lo hace en lo concreto de personas».

«La Iglesia como tal se manifiesta en ese voluntario que va los jueves a las 5 de la tarde a llevarme la comunión y a estar una hora conmigo», anota. «O en este amigo que me llama por teléfono este viernes, porque no tengo ganas de ir a la cena que solíamos hacer desde hace años. En lo concreto, en lo pequeño, descubro que Dios me cuida».

Además, lanza la siguiente invitación: «Y si yo estoy en este momento bien, y tengo necesidad ganas de comprometerme, ¿por qué no intentarlo? Por qué no acudir a mi parroquia y decir: aquí estoy, dispongo de ganas, de poco tiempo, porque todos tenemos poco tiempo, pero de ganas para formarme para poder acompañar mejor a los que sufren». «Francisco -recuerda- habla en su mensaje de la cercanía llena de compasión y de ternura como un primer cuidado que se necesita en la enfermedad, y de la importancia de ser acompañados. Descubrir que no estamos solos. Que Dios nos quiere siempre y en todo lugar».

«Desde este día, desde el día de la Jornada Mundial del Enfermo, este 11 de febrero, comienza lo que denominamos en la Iglesia en España la campaña del enfermo, que culminará el próximo 5 de mayo en la celebración, el sexto domingo de Pascua, de la Pascua del Enfermo. Durante estos tres meses, prácticamente tres meses, invitamos a vivir, no, a renovar nuestra formación permanente, a vivir con mayor hondura este ser testigos de esperanza, y a estar muy pendientes de cuantos sufren. ¿Cómo lo hacemos? Pues a través de la formación diocesana en las vicarías, en las parroquias; a través de la celebración comunitaria del sacramento de la Unción, que pone en el centro de nuestra comunidad a los enfermos, que también forman parte de nuestra comunidad y que a lo mejor no pueden asistir a la Eucaristía cotidianamente, pero que siguen formando parte de la comunidad cristiana, de la comunidad parroquial. Y también, por qué no, potenciando ese voluntariado. Necesitamos manos, necesitamos orejas, necesitamos brazos para poder seguir acompañando y para poder seguir dando esperanza en la tristeza», concluye.

GerardoSacerdoteFeb24

Arzobispado de Madrid

Sede central
Bailén, 8
Tel.: 91 454 64 00
info@archidiocesis.madrid

Catedral

Bailén, 10
Tel.: 91 542 22 00
informacion@catedraldelaalmudena.es
catedraldelaalmudena.es

 

Medios

Medios de Comunicación Social

 La Pasa, 5, bajo dcha.

Tel.: 91 364 40 50

infomadrid@archimadrid.es

 

Informática

Departamento de Internet

La Pasa, 5, bajo dcha.
Tel.: 91 364 40 50
webmaster@archimadrid.org

Servicio Informático
Recursos parroquiales

SEPA
Utilidad para norma SEPA

 

Search