Noticias

Miércoles, 25 noviembre 2020 21:38

«La violencia hacia las mujeres es una realidad no querida por Dios»

Las campanas de más de 40 iglesias de la diócesis de Madrid han doblado este miércoles, 25 de noviembre, a las 19:00 horas con motivo del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. «Se han unido para llamar la atención de sus comunidades sobre la importancia de erradicar la violencia», ha explicado Julia Almansa, responsable de la Comisión Diocesana para una Vida Libre de Violencia contra las Mujeres, en un acto celebrado a esa hora en el salón de Alfa y Omega y retransmitido por YouTube.

Tras la lectura de los nombres de todas y cada una de las mujeres asesinadas por sus parejas este año y una sencilla oración en su memoria a cargo del arzobispo de Madrid, cardenal Carlos Osoro, Almansa ha recordado el pasaje de la adúltera del Evangelio, en el que «Jesús se posiciona y nos pide que todas y todos nos revisemos en nuestro pecado», y ha reclamado una «respuesta constante en nuestras comunidades» a fin de lograr la «erradicación» de la violencia. «Incorporemos como Iglesia un cambio en nuestras relaciones, en nuestro acompañamiento y en nuestras prácticas», ha aseverado.

En este sentido, la responsable de la comisión ha planteado la necesidad de que «nombremos al pecado por su nombre, denunciando como Iglesia que la violencia hacia las mujeres es una realidad no querida por Dios», y sin caer nunca en «la indiferencia». Y ha pedido abordar esta lacra «desde las diversas pastorales» y «establecer protocolos de protección y acompañamiento a las mujeres que se acercan a nuestras comunidades cristianas buscando seguridad y apoyo».

Sensibilización y formación

Almansa ha apostado, asimismo, por «sensibilizar y formar» a comunidades, agentes de pastoral, sacerdotes y seminaristas sobre la violencia, con «pautas para el acompañamiento y dando a conocer recursos y apoyos existentes»; al tiempo que se introducen fechas señaladas o campañas sobre el tema y se eliminan, del interior de la Iglesia, «lenguajes y prácticas excluyentes y discriminatorios, que justifiquen la violencia contra las mujeres».

En el acto también se ha lamentado que, aunque en España hay «un marco legislativo avanzado», desde el 1 de enero de 2003 ha habido 1.073 mujeres asesinadas y 765 huérfanos. Y se ha puesto sobre la mesa que, por la pandemia y los confinamientos, se han producido tanto un «incremento de violencia previa» como la «aparición de violencia de género donde antes no había».

Mensaje del cardenal Osoro en Twitter

Coincidiendo con la jornada, el arzobispo de Madrid ha recordado en su cuenta de Twitter que «la violencia contra cualquier persona es "una herida en la carne de la humanidad"», en palabras del Papa Francisco, y ha mostrado su deseo de que «sepamos cultivar la verdadera igualdad, que nace de nuestra misma dignidad y de vivir la fraternidad».

© 2018 Archidiócesis de Madrid. CIF: R2800137H. Todos los derechos reservados - Login

Search